Bajo el signo de la investigación.

La historia de ASAlaser es, de hecho, la historia misma de la laserterapia.
Es una historia basada en dos intuiciones exitosas. La primera: la elección de gestionar integralmente el ciclo de producción de nuestros equipos médicos, controlando todos su aspectos: desde la idea hasta el diseño y el producto acabado. Una elección que asegura inmediatamente una calidad superior y una mejor eficacia terapéutica.

La segunda: la decisión de considerar la investigación, no como una realidad paralela y externa, condicionada inevitablemente por la lógica de mercado, sino una entidad que es parte integrante de la empresa y que, al mismo tiempo, actúa de forma independiente, produciendo y distribuyendo cultura especialista de más alto nivel. Es una idea previsora de investigación abierta, competente, pura.

La capacidad de producir innovaciones, que progresivamente llegan a ser estándar de referencia, está estrechamente relacionada con nuestra concepción de la investigación. A lo largo de los años hemos contribuido activamente a la evolución de la laserterapia: una disciplina que ha adquirido con los años una dignidad cultural y un valor científico reconocido por la comunidad médica internacional.

Pero nuestra historia es también, y sobre todo, la historia de un grupo de personas valiosas, capaces de mirar más allá de sus propios límites y de imaginar, donde otros veían sólo una oportunidad comercial, nuevos espacios de acción y de crecimiento, impulsados por valores y convencimientos profundos y por una vocación naturalmente internacional.

Una historia de pasión, compromiso, talento.
Una historia única. Hecha de muchas primeras veces.