Para ir siempre más allá de los estándares.

La búsqueda de la calidad – aquella verdadera, que no necesita adjetivos adjuntos – para nosotros es una obsesión positiva auténtica, un propulsor extraordinario e ilimitado.
Por eso hemos elaborado métodos y procesos de producción que, de hecho, hacen que ASAlaser sea la primera fuente de certificación de sus propios productos.
Para la calidad trabajamos cada día a lo largo de un recorrido de producción totalmente controlado y gestionado al interior de nuestras plantas; la calidad está hecha por una atención absoluta para el detalle, materiales de nivel alto, software sofisticados y confiables, sencillez de uso y ergonomía, diseño y rendimiento que reflejan el estado de la técnica; sobre todo la calidad está constituida por el respeto para las personas que usan nuestros equipos médicos y para quienes aprecian concreta y directamente sus resultados terapéuticos.
 “Nuestra calidad” – en la laserterapia y en la magnetoterapia – también ha sido oficialmente reconocida por los más importantes organismos internacionales de certificación: desde el Servicio de producto de TÜV SÜD de Mónaco hasta el TÜV SÜD AMÉRICA, desde FDA de Estados Unidos hasta SFDA de la República de China.
Porque la excelencia no es una opinión.